Home > News > Basque-Spain > Sortu comenzará el día 15 el debate interno sobre su línea política

Sortu comenzará el día 15 el debate interno sobre su línea política

Finalizadas las asambleas correspondientes a la primera fase de su ponencia, Sortu encara la segunda parte, que arrancará el próximo sábado 15 de diciembre. En ella se debatirán la línea política -que en resumen son los modos de actuar para alcanzar determinados objetivos- y las estrategias de comunicación, tanto en clave interna como externa, con la necesidad de transmitir su mensaje a la ciudadanía para ganarse su confianza y su respaldo.

p012_f01_111x111.jpg

Imanol INTZIARTE | DONOSTIA

El proceso constituyente de Sortu sigue completando etapas. Ya ha finalizado la primera fase del debate sobre la ponencia, correspondiente a los capítulos sobre sus bases ideológicas y su modelo de organización.

La segunda parte definirá por un lado su línea política y por otro su política de comunicación, tanto a nivel interno como de cara al exterior. El debate sobre este documento arrancará el próximo 15 de diciembre.

Pernando Barrena, Maribi Ugarteburu y Joseba Álvarez comparecieron ayer en Donostia para presentar este proceso. Su intervención se centró en la parte correspondiente a la línea política, que a su vez subdividieron en cinco «elementos centrales: estrategia política, táctica política, fase de confrontación democrática, resolución del conflicto y construcción nacional y social».

Respecto a la «estrategia», se define como la suma «del espíritu, el método, los instrumentos, las acciones y la conducción de dirección que sean capaces de impulsar la lucha» para culminar con éxito los objetivos fijados, que en este caso son «la liberación nacional y la transformación social» mediante «la constitución de un Estado independiente y socialista».

Sortu, explicaron sus portavoces, basará está estrategia en dos pilares; «la unilateralidad y la confrontación democrática», situando dentro de esta última «la desobediencia civil, la construcción nacional, y la transformación social».

«Acumulación de fuerzas»

El desarrollo de esta estrategia se lleva a cabo mediante una «táctica política», definida como «las etapas que posibiliten el camino de progreso social, político e institucional hacia la consecución de una Euskal Herria independiente, socialista, feminista y euskaldun».

Para ello se resaltan diversos aspectos como «facilitar la acumulación de fuerzas y una política de alianzas, impulsar la organización política, social y sindical, fomentar la participación o impulsar iniciativas institucionales y programas de contrapoder popular».

Respecto a la resolución del conflicto, los representantes de la nueva formación recordaron que «la izquierda abertzale ha mantenido siempre su oferta de llegar a la resolución del conflicto por vías de diálogo, negociación y acuerdo político», y abogaron por »poner en marcha el proceso de paz y de normalización política donde, en ausencia de todo tipo de violencias políticas, deberán considerarse, tratarse y brindarse soluciones a todas las consecuencias del conflicto». Además, defendieron la necesidad de «construir un escenario democrático basado en el diálogo y la negociación, en la búsqueda de un acuerdo incluyente de soluciones políticas y democráticas».

El último punto se refiere a «la construcción nacional y la transformación social» bajo el nombre de Ezkerretik Eraikiz, una «herramienta para avanzar en la estructuración e institucionalización nacional».

En torno a 5.500 personas han participado en la primera fase

Joseba Álvarez fue el encargado de aportar las cifras de la primera ronda de este debate, en el que se analizaron las bases ideológicas de la nueva formación. Han sido en torno a 240 asambleas en barrios y pueblos. Algunas de ellas se celebraron el pasado sábado, por lo que aún no se han recibido las conclusiones.

«Tenemos datos de 208 asambleas, así que falta una treintena por computar. Han participado ya 5.044 personas, por lo que calculamos que el total ascenderá hasta las 5.500», apuntó Álvarez.

Por género, 1.779 han sido mujeres (35,2%), frente a 3.265 hombres. Esta discrepancia es «un aspecto a mejorar», indicó el portavoz abertzale, quien sí se mostró satisfecho por el hecho de que en torno a la mitad de los participantes en estas asambleas es menor de 35 años. «Es un dato muy positivo de cara al futuro», aseveró.

Joseba Álvarez destacó que los debates se prolongaron durante 4 o 5 horas y que en algunos casos se llegó incluso a celebrar una segunda sesión, lo que da una idea de alto grado de implicación. Fruto de ello son el alto número de aportaciones recibidas, que dividió en dos tipos: mejoras del texto y alternativas sobre el contenido.

De las primeras, más centradas en la forma que en el fondo, se recopilaron entre 400 y 500. Más destacables son las segundas, que en algunos casos incluso se contraponen al texto original, según explicó. Son 123 páginas con cerca de 400 enmiendas con propuestas alternativas que se tratarán antes de aprobar la ponencia definitiva. «Un enorme trabajo del que hacemos una valoración positiva», destacó. I.I.

Leave a Reply

International Magazine Issue#8

Share This